Desde hace siglos, la contemplación del sol ha estado presente en muchas culturas. El efecto que este astro tiene en el cuerpo y el alma cautivaba a las generaciones pasadas, y hoy la ciencia ha demostrado sus beneficios. ¡Te lo contamos todo sobre el Sun Gazing!

Los beneficios del Sun Gazing en el cuerpo

Para empaparte de las bondades del sol, lo primero que debes hacer es encontrar un lugar privilegiado desde el que disfrutar del alba o el ocaso, los dos momentos del día en el que nuestro cerebro se impregna de los beneficios del sol. ¡Nosotros te proponemos nuestro catamarán Zostera como ese lugar desde el que disfrutar!

En cuanto a los beneficios del sol, son prácticamente inmediatos, y son:

  • Ayuda a conectarse con la naturaleza, alcanzando una sensación de paz y serenidad
  • Relaja las tensiones mentales, y regenera la mente
  • Permite dedicar un rato a “nosotros mismos”, desconectando del mundo y conectándonos con nuestras voces interiores
  • Estimula el alejamiento de los pensamientos negativos, y nos coloca en un contexto de “soledad imaginaria”
  • Regula el metabolismo, gracias a la energía transmitida por el sol, tanto al salir como al ponerse

El Sun Gazing, o la técnica de contemplar al sol

La técnica de contemplación del sol proviene de la India, y nació hace más de dos mil años. Es una actividad sencilla, que no requiere de una posología específica, y que se debe practicar una hora después del amanecer o una ahora antes de la puesta del sol. Además, el Sun Gazing cuenta con incontables beneficios para el cuerpo.

Consiste en mirar al sol en un espacio que va desde los 10 segundos hasta los 44 minutos, aunque esta última se consigue sólo después de semanas de práctica.

Si quieres especializarte en esta técnica, ¡reserva ya tu experiencia a bordo de nuestro Catamarán!